Entradas

Mostrando entradas de enero, 2015

[No.111]: Patrick Rothfuss - La música del silencio.

Imagen
" Y estuvo a punto de quedarse allí, sin fuerzas y con el pelo enredado, triste y sola como un botón.
   Pero él estaba en camino. Pronto llegaría, tan dulce, tan valiente, tan desgarrado y tan bueno. Llegaría cargado, con sus astutos dedos, e ignorante por completo de tantísimas cosas. Era duro y resistente, pero aun así..."

"Pero durante medio minuto lamentó que no fuera otra clase de día, a pesar de saber que deseando no se conseguía nada. A pesar de saber que no estaba correcto hacerlo."

"Cerró los ojos y guardó la sábana en el cajón; la vergüenza le abrazaba el pecho. A veces era muy ansiosa. Deseaba cosas para ella misma. Retorcía el mundo y le cambiaba la forma correcta. Lo revolvía todo con su deseo." 
 "Auri suspiró y lo miró ladeando la cabeza. Pobrecillo. Mira que ser tan bonito y estar tan perdido... Estar tan repleto de respuestas, con todo ese conocimiento atrapado dentro. Ser tan precioso y estar dañado."
"Se había alejado de la v…

[No.110]: 2014.

Imagen
"Cerró los ojos y guardó la sábana en el cajón; la vergüenza le abrazaba el pecho. A veces era muy ansiosa. Deseaba cosas para ella misma. Retorcía el mundo y le cambiaba la forma correcta. Lo revolvía todo con su deseo."

Hoy desde que abrí los ojos todo fue bonito y parece ser que eso es lo que necesitaba. Un día así para poder pensar, reponerme y empezar de nuevo.
Me habría gustado escribir esto en su momento, pero no lo hice y ni hablar. Hasta el momento me cuesta un poco digerir la idea de que las festividades ya terminaron, que ya es 2015, y que estoy por comenzar mi última semana de vacaciones antes de entrar a mi 4to semestre de universidad.

El 2014 fue... un bueno año. Creo que a su manera todos lo son. Si estás aquí para recordarlo, entonces no cabe duda, fue un buen año,  y deberías saberlo por que estás vivo. A mí me pasaron cosas bonitas e hice recuerdos hermosos, y también cosas tan tristes que me lastimaron de tal manera que creo que nunca dejaré de llorar.

Per…